Glaciares: aprobaron una ley idéntica a la que vetó Cristina

01/10/10 Se impuso por 35 votos a 33 el proyecto más restrictivo para la actividad minera.

PorAtilio Bleta

Luego de 8 horas de un fuerte debate en el que participaron 40 oradores, el Senado aprobó ayer a las 4,30 de la mañana por 35 a 33 y convirtió en ley, el proyecto que protege a los glaciares con duras exigencias a las explotaciones mineras en la alta montaña y próximas a las fuentes de agua.

La ley destaca entre sus puntos principales la definición y el alcance que tiene el glaciar y su zona adyacente o periglacial que es el “área con suelos congelados que actúa como regulador del recurso hídrico”, dice el artículo 2 del proyecto que volvió a la Cámara alta en segunda revisión desde Diputados.

En cambio, los defensores de la actividad minera votaron por el proyecto menos restrictivo del Senado (aprobado el año pasado) que fue desestimado por confuso y concesivo hacia la actividad minera. El conglomerado ganador que mezcló a radicales, bloques menores y un sector kirchnerista, reservó la realización del inventario y el registro de los glaciares al Instituto Argentino de Nivología, Glaciología y Ciencias Ambientales (IANIGLA) en coordinación con “otras instituciones nacionales” y quitó la injerencia de las provincias en la confección del inventario.

La norma convertida en ley establece también que “en caso de verificarse impacto significativo, las autoridades dispondrán las medidas pertinentes para que se cumpla la ley, pudiendo ordenar el cese o traslado de la actividad y las medidas de protección, limpieza y restauración que correspondan”. Y fija un plazo de 180 días para llevarlo a la práctica.

Otro tema ríspido fue la eliminación del texto del proyecto de Diputados del artículo 17 que obligaba a las empresas a esperar el pronunciamiento del Instituto Argentino de Niveología, Glaciología y Ciencias Ambientales (IANIGLIA), para autorizar nuevos emprendimientos mineros.

Por esta supresión varios senadores (el neuquino Horacio Lores y el kirchnerista Nicolás Fernández tacharon de inconstitucional a la ley, alegando que la sanción de Diputados debía ser aprobada sin quitarle una coma . Sin embargo y a instancias de Daniel Filmus primó el criterio de respetar un acuerdo firmado en 1995 por ambas cámaras para hacer modificaciones a los textos en sintonía con los vetos parciales que hace el Ejecutivo.

El debate entregó varias sorpresas, la primera la división hacia adentro de los bloques más grandes, el oficial -sacudido por una fuerte discusión que puede traer consecuencias futuras (ver “La polémica...” ) y en menor medida en el radicalismo y el PJ disidente.

Un dato significativo fue la intervención del jefe del bloque K , Miguel Pichetto, quien aclaró que l a presidenta Cristina Fernández “en ningún momento me impuso condiciones” y ponderó como “el mejor proyecto el que viene de Diputados, porque tiene un mayor trabajo y un mayor desarrollo”.

Varios senadores (el sanjuanino César Gioja, el salteño Perez Alsina, la puntana Negre de Alonso) criticaron la ley porque “es un verdadero avance sobre el federalismo argentino en nombre de la protección del ambiente”.

Pérez Alsina, del Partido Renovador, fue más lejos. Dijo que “la ecología sin desarrollo es un suicidio comunitario” .

Imágenes del glaciar Upasala, ubicado en Santa  Cruz, que muestran su etroceso. Vista de 1928.Foto tomada desde el mismo lugar en el 2004. Lago donde había hielo.